1-800-987-654 admin@totalwptheme.com
Twitte Sticker

Sobre contextualidad visual y negocio en el patrocinio de stickers

Hace un par de semanas hablábamos por estos lares de la feroz carrera que llevaba a las principales plataformas digitales a competir por ser el medio de referencia en los Juegos Olímpicos.

En él, exponíamos los movimientos de Facebook, Google, Snapchat, Instagram y Twitter por ser más interesantes para los usuarios, y que con ello, resultaran más atractivos para los posibles anunciantes.

Enrique hablaba de ello precisamente estos días con un artículo (ES) que sirve con bastante acierto de resumen económico y estratégico a dos semanas vista. Con la victoria de Twitter en ese contrato por ser el socio exclusivo de la National Football League norteamericana (EN) gracias a la flexibilidad del contrato publicitario al que han llegado con la NFL frente a la otra alternativa (Facebook), y cómo esta situación se ha ido repitiendo estos últimos meses hasta dibujar un escenario en la que la red de microblogging llega con una potencia de fuego muy considerable.

Y sin embargo:

El resultado de los esfuerzos de Twitter por ganar relevancia en el ámbito de los eventos deportivos podría estar siendo recompensado por los mercados: desde su mínimo histórico de $14 el pasado junio, la acción cotiza ahora en torno a los $20, aunque aún muy alejada de los $41 que fueron su precio de salida en noviembre de 2013, o de su máximo, $69, alcanzado poco después, en enero de 2014. Que la compañía vaya a lograr consolidarse como la red de referencia para este tipo de eventos y a conseguir desplazar la inversión en publicidad que les rodea y habitualmente asociada a los canales tradicionales como la televisión es algo que está aún por ver.

Porque de nuevo el intangible de Twitter apenas se ha visto reflejado en su cotización, y seguramente tampoco en sus estadísticas de uso.

Este mismo lunes anunciaban otro bombazo: la creación de stickers patrocinados por marcas (EN).

Un elemento gráfico que el usuario podrá colocar en sus fotografías para “endulzar” el sentiment, con un primer partner (Pepsi) que se sube al carro.

Y dejando de lado el posible negocio que pueda haber detrás de colocar una pegatina a una imagen y compartirla, lo que de verdad me ha parecido verdaderamente interesante es que la herramienta ofrecerá un sistema para realizar búsquedas en base a un criterio a priori puramente visual (un sticker).

Un acercamiento más a esa interactividad con formatos audiovisuales (en este caso solo visuales) que es, a día de hoy, uno de los grandes handicaps de la gestión de información de nuestra era, al necesitar conceptualizar informáticamente (aislándolos del resto de elementos) información alojada en un formato no procesable.

Por supuesto, la propuesta de Twitter no es más que un acercamiento muy limitado, pero abre una vía de estudio sobre esas búsquedas por imágenes que todavía a día de hoy suponen todo un reto tecnológico, y que serían claramente pilar de negocio de otras plataformas como Instagram, Pinterest, y por supuesto, Google (ES).

En un entorno cada vez más inmediato y eminentemente visual, quien consiga el hito de democratizar el acceso a la información de estos formatos no textuales, tiene mucho ganado.

Sea en esa carrera por convertirse en el medio de referencia, sea de cara a unos usuarios interesados en cotillear a sus amigos, sea en favor a esas compañías deseosas de invertir millones en servir experiencias gratificantes a sus potenciales clientes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *