1-800-987-654 admin@totalwptheme.com
Periodismo

El periodismo está muerto

¿Qué fracesita verdad? El periodismo no le importa a nadie. Es una profesión del pasado, sin perspectivas de futuro.

¿A qué se dedican los periodistas? A ser meros amplificadores de la comunicación de gobiernos, entidades y empresas. A decir lo que otros han dicho, lo que cualquiera puede decir, pero sin muchas faltas de ortografía, y dándole forma al discurso.

Ahora cualquiera puede ser periodista, ¿para qué queremos estudiarlo? Con tanto aburrido por la blogosfera (un servidor incluido) que, desinteresadamente, “comunica”, tener un perfil especializado en la comunicación es absurdo en pleno siglo XXI.

Si los Youtubers son los amos de internet, y la mayoría de contenido que generan es una auténtica $·%#@.

Las barreras de acceso a la información y las barreras de entrada a la producción informativa han bajado tanto que el sector ya no produce beneficios. Cada vez más periodistas en paro, cada vez más medios tradicionales en la calle.

Y esas grandes corporaciones de internet generando algoritmos de recomendación de información: Haciendo el trabajo de curación del periodista de forma automática.

Un robot no se cansa, no hay (casi) que pagarle, y es mucho más eficiente.

En serio, si estás pensando en estudiar periodismo, búscate mejor una ingeniería. Y si ya lo eres, reconviértete, porque el mundo ya no necesita más profesionales de la comunicación.

Oh Wait!

¡O espera!, (que diríamos en nuestra lengua), entonces ¿por qué Google acaba de lanzar News Lab (EN)? Un portal dirigido a ofrecer a periodistas las herramientas y formación oportuna en tecnologías de Google para facilitar su trabajo. Para generar profundidad en toda esa comunicación que esos cuatro locos del periodismo hacen.

Periodismo de datos, lo llaman, y al final es lo mismo de siempre, pero aprovechando las nuevas tecnologías.

Y si el periodismo está muerto, ¿por qué esta misma compañía ha destinado 150 millones de euros (EN) para que startups periodísticas europeas con un “producto” innovador puedan despegar? ¿No sería más adecuado invertirlo en las cientos y cientos de aceleradores de “startups convencionales” que sueñan con ser el futuro WhatsApp, el futuro Snapchat?

Porque mira, precisamente de Snapchat quería hablarte. Que en pleno siglo XXI, justo cuando el periodismo está de capa caída, van y apuestan por crear una división específica de noticias en su aplicación.

Y si este sector ya no le interesa a nadie, ¿qué sentido tiene que tanto Facebook como Apple se anden disputando ser la próxima plataforma de comunicación del futuro?

La primera, ofreciendo una manera de llegar antes al contenido, y de paso servir en bandeja sus más de 1500 millones de usuarios. 1500 millones de potenciales lectores.

La segunda, añadiendo en cada dispositivo de la manzanita una aplicación nativa diseñada única y exclusivamente para estar informado. Y gestionada no por algoritmos, oye, por periodistas.

¿Porque si los algoritmos son más rápidos y menos costosos, por qué Twitter apuesta por la masa gris humana como motor de su Project Lightning (EN)? El poder “seguir” a eventos y tendencias en la red de microbloging, que ofrecerán un timeline curado por expertos sobre un tema específico.

¡El mundo está loco! ¡Empresas tecnológicas apostando por personas, no por máquinas! (ES)

¡A dónde vamos a llegar!

Si el periodismo está muerto… Si el periodismo ya no sirve de nada… Si en plena sociedad de la información, no es rentable… Si al lector, al cliente, al usuario, con venderle el producto, es más que suficiente…

¿Qué sabrán estos gigantes de internet, ocultos tras sus gafas de pasta y sus pantallas? Qué sabrán de periodismo…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *